Primero de Mayo: un día de lucha

  • Miércoles, Mayo 01 2013
El bloque de CNT El bloque de CNT El Despertador

Más de dos mil personas se dieron cita durante la mañana del 1º de Mayo en la tradicional manifestación en recuerdo a los Mártires de Chicago. La marcha discurrió sin incidentes por las calles principales de la ciudad, acabando en la Plaza Mayor con sendos mítines de los sindicatos de representación por un lado y la CNT por otro.

A pesar de que gran parte de las personas se aglutinaban en el bloque principal de la protesta (en el cual participaban CCOO, UGT, STE's el PCE, Izquierda Unida), este se mantuvo en silencio la mayor parte del recorrido, marcando más si cabe el caracter exclusivamente lúdico que para algunas personas y colectivos tiene un día de reivindicación y lucha como este. Sin embargo, las más de 500 personas que conformaban el bloque encabezado por la CNT, en el que también participaban militantes de otras organizaciones como Acción Antifascista y la CGT, mantuvieron el tono combativo durante toda la marcha, con consignas contra la clase política, el empresariado, los sindicatos mayoritarios, por su caracter pactista y antiobrero, los cuerpos represivos del Estado, la Monarquía... Un crítica total y radical a todo el entramado de la clase opresora

Dos momentos dentro de la jornada merecen una mención especial: el primero de ellos, la salida del bloque encabezado por la CNT, ya que varias personas con banderas del PSOE intentaron participar en él, generando tensión hasta que lo abandonaron; el otro, el final de la manifestación y los mítines, tanto por la actuación de CCOO y UGT, con un discurso vacío y cargado de retórica obrerista desde el balcón del Ayuntamiento, como por la Policía Local, que ha intentado impedir la celebración del mitín de la CNT, que tradicionalmente se realiza tras el de los sindicatos mayoritasrios al otro lado de la Plaza, cosa que finalmente no ha conseguido.

1º de Mayo, un día para el recuerdo

La historia que hay detrás del 1º de Mayo es un claro ejemplo de como la escritura de la Historia es algo reservado a quienes vencen las batallas sociales. Lo que realmente se "celebra" cada año es la muerte a manos del Estado de 5 obreros anarquistas en Chicago durante la Huelga de 1886 por la reivindicación de la jornada de 8 horas.

Acusados falsamente de haber colocado una bomba a la policía en la Plaza de Haymarket el día 4 de Mayo de 1886, en el contexto de una protesta pacífica por la represión policíal de los días 1, 2 y 3 de Mayo, el 21 de junio de ese mismo año, George Engel, Adolph Ficher, Louis Lingg, August Spies y Albert Parsons fueron condenados a morir en la horca.

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

Agenda

Sin eventos
  • Lo más leído
  • Comentarios

Acceso

Este sitio usa cifrado para trasmitir las contraseñas. ratmilwebsolutions.com